Mi cuenta
926512292

Portaesquís de Techo

Los portaesquís de techo para coche son la mejor opción para llevar tus tablas a hasta tu estación de esquí favorita.

Página 1 de 2

Los portaesquís de techo para coche son muy sencillos de instalar ya que basta con tener barras de techo y la mayoría de portaesquís cuentan con los anclajes necesarios para instalarlos sobre éstas sin necesidad de utilizar apenas herramientas.

Antes de elegir el portaesquís que queremos será importante tener en mente el número de pares de esquís o tablas de snow que necesitamos transportar ya que principalmente encontramos 2 medidas: para 4 pares de esquís y 2 tablas de snow o para 6 pares de esquís y 4 tablas de snow.

No obstante y teniendo esto en cuenta, en todos nuestros portaesquís detallamos la capacidad útil de carga, es decir, la superficie útil que queda para los esquís o tablas. De esta manera, teniendo la medida de los esquís a transportar, podremos saber con seguridad cuántos nos caben.

Los fabricantes apuestan en sus productos fabricados más recientemente por la fijación en el carril de las barras, puesto que las barras que más se venden en los últimos años son las aerodinámicas con carril con goma. Además este sistema de anclaje es el más común y cómodo en la mayoría de soportes (portabicis, portakayaks, etc.)

Contamos con portaesquís Thule, Cruz, Menabo y otras reconocidas marcas.

Estos componentes facilitan la carga y descarga de las tablas y además cuentan con sujeciones suaves y seguras para no dañar esquís o tablas de snowboard y además reafirmar la seguridad mientras se va en carretera con el portaesquís y los esquís fijados en éste.

Los soportes de esquís para techo se anclan a las barras, normalmente se suelen colocar encima de goma suave, sin que las fijaciones arañen el techo del coche y se cierran por la parte superior con goma suave también, de esta manera las tablas no se dañan. El funcionamiento del portaesquís es como una pinza.

Suelen llevar una llave o sistemas de apertura cómodos aún cuando se lleven guantes puestos.

Uno de los avances que han desarrollado marcas como Menabo o Thule son los portaesquís de techo deslizantes. Estos soportes son muy cómodos ya que la base se desliza hacia fuera y facilitan la carga y descarga de esquís o tablas de snow sin necesidad de subirse o apoyarse en coche. Una vez cargados o descargados, se deslizará la base hacia el interior de nuevo para cerrarlo con gran facilidad.

La gran mayoría de portaskis de techo son de color aluminio con detalles en negro, si bien, algunas marcas están introduciendo los portaesquís completamente en color negro al igual que otros componentes como barras o portabicis.

El material suele ser aluminio para aportar ligereza, durabilidad, aerodinámica y estética con el fin de no discordar con los diseños más modernos de vehículos.

También te puede interesar